¿Qué le pasó al cabello de Jada Pinkett Smith?

La 94 edición de los Premios Oscar dio mucho de que hablar. Sin duda, uno de los temas más contundentes fue la broma que el presentador y comediante, Chris Rock, hizo acerca de Jada Pinkett Smith, la esposa del actor Will Smith. ¿Sobre qué era la broma? Chris Rock comparó el peinado de Jada con el que usan en la película de G.I. Jane (rapado al estilo de los soldados).

En realidad, este no es un peinado. Como muchas mujeres en el mundo, Jada Pinkett Smith sufre de alopecia. Pero, ¿Qué es la alopecia en mujeres? ¿Cuáles son las causas de la calvicie femenina? ¿Cómo afecta la alopecia a Jada? Conoce más acerca de las causas de la pérdida del cabello en las mujeres, y qué tratamientos pueden buscar para combatirla.

Contenido

En fechas recientes ha salido a la discusión pública el padecimiento conocido como alopecia areata, la cual parece ser que es la que padece la mencionada actriz. Este tipo específico de pérdida de cabello es en realidad un padecimiento autoinmune —es decir, que se presenta una caída de pelo debido a que el sistema inmunitario ataca y destruye por error los folículos pilosos de sanos— que se manifiesta como la aparición de zonas circulares de alopecia que aparecen de forma rápida y que pueden progresar a una pérdida generalizada en el cuerpo.

Gracias a esta polémica, se ha revelado un problema real que poco se había discutido pero que requiere de información certera, que pudiera ayudar a quienes padecen este problema y ayudarlas a buscar una solución.

alopecia androgenética en mujeres

¿Qué es la alopecia en mujeres?

La alopecia areata es uno de los padecimientos que causan pérdida del cabello con un patrón en placa o placas de calvicie completa. Esta es una enfermedad del cuero cabelludo con ausencia de cicatrices. Puede acompañarse de caída aguda del pelo, en especial si es generalizada. Al examinarlo mediante el microscopio el pelo se presenta en una forma denominada “en signo de exclamación (!)” o “en huso”.

La alopecia areata es común. Afecta por igual a ambos sexos, pero se asocia popularmente como un padecimiento exclusivo de mujeres (alopecia en mujeres), debido a que son ellas quienes típicamente buscan atención médica. El trastorno puede ocurrir a cualquier edad pero es más frecuente desde la tercera a la quinta década de la vida. Puede presentarse en un sitio localizado, afectando sólo una sola placa de pelo de 1 a 2 centímetros de diámetro, o tan extenso que se pierda todo el pelo del cuerpo.

No se conoce la causa que origina este padecimiento. Pueden intervenir factores genéticos y en ciertas familias se ha observado herencia autosómica dominante (estas son las que, si usted hereda el gen anormal de parte de solo uno de los progenitores, puede presentar la enfermedad). Aunque se ha pensado como causa en el estrés emocional, parece tratarse más probablemente de un trastorno de autoinmunidad (en el que el propio cuerpo ataca una de sus partes) debido a los hallazgos celulares en el folículo piloso.

Síntomas y signos

Estos son los tipos de alopecia areata y sus cuadros clínicos:

Alopecia areata de forma localizada: El paciente suele descubrir una pequeña placa con pérdida de pelo. En ésta, la pérdida es completa. La placa suele ser circular y varía de 1 a 10 centímetros de diámetro. Placas mayores se acompañan con frecuencia de otras en alguna otra parte del cuerpo. Durante la fase de caída activa del pelo, es positiva la prueba de tracción ligera en el borde del sitio de la alopecia, pero es negativa en cualquier otra parte a menos que el trastorno esté progresando a una forma más generalizada. También pueden afectarse las uñas con estrías, depresiones, o rotura del borde libre. En algunos casos, estas alteraciones de las uñas son extensas.

Alopecia total: En este trastorno, el cabello se cae de manera súbita generalizada, originando alopecia total del cuero cabelludo. Se conserva el pelo corporal.

Alopecia areata universal: En esta forma, se pierde todo el pelo del cuerpo, incluyendo el púbico, axilar, cejas y pestañas.

El examen de pelo extraído mediante un jalón ligero, muestra tallos en forma de huso además de una zona de pérdida de la pigmentación. Con frecuencia, se encuentra en el extremo un bulbo muy distrófico (pelo en signo de exclamación). Entre las enfermedades relacionadas con este tipo de alopecia se encuentran: tiroiditis, vitíligo, anemia perniciosa, enfermedad de Addison e hiperparatiroidismo.

Complicaciones y secuelas

Los pacientes que tienen un ataque de alopecia areata son propensos a padecer otro en años posteriores. Cuanto más amplia es la pérdida de pelo, más probable la posibilidad de recurrencia y menos factible la de nuevo crecimiento. 

La pérdida del cabello en el área de la nuca es un signo en particular malo para nuevo crecimiento. Los pacientes que presentan pérdida de las pestañas se quejan de irritación de los ojos y de molestias por cuerpos extraños que entran en los ojos.

Causas de la patología

¿Por qué se cae el cabello?

La alopecia (caída del cabello) es la pérdida del pelo causada por diversos factores. Ésta puede afectar áreas localizadas del cuero cabelludo o el cuerpo o la totalidad de estos dos sitios. Puede ser causada por anormalidades del tallo del pelo (que hace que el pelo se torne quebradizo); trastornos congénitos de la queratinización (que originan elaboración anormal del tallo del pelo); enfermedades endocrinológicas u otras sistémicas (que afectan el crecimiento del pelo); factores mecánicos, como arrancamiento u ondulación del cabello (que lo dañan); trastornos inflamatorios (que causan cicatrización del cuero cabelludo y obliteración de los folículos pilosos); y diversas enfermedades que afectan de manera directa los folículos pilosos.

Las alopecias se agrupan en 4 tipos que ayudan a definir el diagnóstico:

Éstas son: cicatrizal generalizada, no cicatrizal generalizada, cicatrizal localizada y no cicatrizal localizada. La alopecia areata es del grupo de la no cicatrizal localizada.

La alopecia puede presentarse de forma difusa o localizada —es decir, afectar la totalidad del cuero cabelludo sea de manera parcial o completa o sólo una pequeña área del mismo. Puede ser cicatrizal o no serlo. En las primeras, no existen folículos pilosos y la piel es dura, brillante y puede tener áreas de inflamación o atrofia. En las no cicatrízales, el cuero cabelludo suele parecer normal o muestra dermatosis inflamatoria. En los casos en que el diagnóstico sea dudoso quizás se requiera biopsia para establecer si el trastorno es o no cicatrizal.

En la consulta, el especialista debe establecer si el paciente no ha notado principalmente caída o adelgazamiento del pelo. La “caída del pelo” se manifiesta por la presencia de un número excesivo de cabellos en la almohada, la ropa, o el cepillo; el “adelgazamiento del pelo” es una disminución de la densidad del pelo en un área particular del cuerpo. La caída del cabello suele indicar un proceso agudo y el adelgazamiento uno más insidioso. También hay que determinar si se cae “desde la raíz” o simplemente se rompe. Si el paciente no puede proporcionar esta información, hay que inspeccionar un pelo al microscopio.

El examen físico debe incluir examen de la textura y contorno de la superficie del pelo, el tipo de pérdida del mismo, si no es uniforme y su aspecto y cantidad en otras áreas corporales, como pubis, axilas y cejas. Es necesario inspeccionar la totalidad de la piel del cuerpo en busca de una afección. Muchas enfermedades que afectan el pelo, también afectan las uñas, que por esa razón también deben examinarse. Muchos síndromes hereditarios se acompañan de alopecia, de tal forma, que deben considerarse anormalidades congénitas y el historial médico familiar debe tomarse en cuenta.

Es importante tener en cuenta otros padecimientos que pudieran confundirse con la alopecia areata para llegar al diagnóstico correcto (diagnóstico diferencial). La alopecia areata y la alopecia universal deben diferenciarse del efluvio telógeno —el cual se trata de una caída de pelo generalizada debido a una enfermedad aguda, una cirugía o un embarazo recientes—. La alopecia localizada puede diferenciarse de la tricotilomania y la tiña de la cabeza porque en la alopecia areata no quedan pelos en el área afectada, en tanto que los otros dos trastornos se observan por lo general pelos rotos y cortos. En ocasiones puede estar indicada una biopsia para descartar causas de alopecia cicatrizal (alopecia frontal fibrosante —en la que se pierden las cejas y cabello de la zona frontal y patillas).

Complicaciones y secuelas

Los pacientes que tienen un ataque de alopecia areata son propensos a padecer otro en años posteriores. Cuanto más amplia es la pérdida de pelo, más probable la posibilidad de recurrencia y menos factible la de nuevo crecimiento. 

La pérdida del cabello en el área de la nuca es un signo en particular malo para nuevo crecimiento. Los pacientes que presentan pérdida de las pestañas se quejan de irritación de los ojos y de molestias por cuerpos extraños que entran en los ojos.

tratamiento de la alopecia

Tratamientos para frenar y prevenir la caída del cabello en mujeres

No existe terapéutica curativa. Sin embargo, se suele tratar con diversos medicamentos con un resultado desigual. Es posible inducir el crecimiento nuevo de pelo con corticoesteroides sistémicos, pero rara vez se justifica su uso. 

En general, se aplican corticosteroides de alta potencia en forma tópica (es decir, sobre una zona específica de la piel). En algunos pacientes la aplicación de soluciones tópicas de minoxidil puede inducir nuevo crecimiento. Así mismo, la fotoquimioterapia (PUVA) ha sido eficaz en algunos enfermos, el nuevo crecimiento de cabello oculta el cuero cabelludo una vez que empieza a crecer el cabello.

recupera tu densidad capilar

Dile adiós a la pérdida del cabello de una vez por todas

ULa mejor forma de ponerle fin a la alopecia femenina es mediante un trasplante capilar. Este es un procedimiento seguro y libre de efectos secundarios. Pero para saber más acerca de la calvicie de patrón que se tiene se necesita realizar una consulta con expertos.

Por suerte, Capilea Monterrey cuenta con expertos en alopecia androgénica y la tecnología y técnicas en restauración capilar más avanzadas. Cada paciente es atendido de manera personal para tratar de la mejor manera la calvicie.

¡El cabello injertado no se cae! Ponle fin a la alopecia femenina en Capilea Monterrey. Llámanos al teléfono 81 4000 1405  o visita la siguiente liga para solicitar tu primer consulta totalmente gratis y recibir así el mejor tratamiento para tu cabello.